Jump to content

Buddy Richard en el Astor, reedición 50° aniversario


Recommended Posts

Por el valor histórico de este registro, creo que se merece un post dedicado, además que ya tengo el mío  con numeración  062 :D, como ya lo había comentado por ahí don @bavario es un trabajo muy bien realizado, desde el máster análogo, personalmente había oído este disco hace muchos años pero con una copia de época  que estaba en mal estado, esta edición trae de vuelta a la vida esta emocionante presentación en vivo, considerada una obra histórica de la música nacional.

vZfRvbV.pngCZtCTou.jpg8RUjyx0.jpg

https://www.eldesconcierto.cl/libros/me-vino-panico-escenico-asi-fue-el-historico-concierto-de-buddy-richard-en-el-astor/

“Me vino pánico escénico”: Así fue el histórico concierto de Buddy Richard en el Astor

Por: Gabriel Chacón / Publicado: 19.02.2020
Buddy-Richard.jpgBuddy Richard /
 
 
El primer disco de la música popular chilena grabado en vivo, el gran estreno de Horacio Saavedra como director de orquesta y la consolidación de uno de lo pocos sobrevivientes de la Nueva Ola. El concierto de Buddy Richard en el Astor no sólo fue su paso a la trascendencia, sino que marcó un hito discográfico único que hoy, en su aniversario 50, vuelve a las tiendas en formato vinilo a través de una remasterización de la cinta master original. Esta es la historia de un show ideal en voz de algunos de sus protagonistas.
 

Miércoles 10 de diciembre de 1969, 21:40 horas. El lugar es el Teatro Astor, vitrina de conciertos de gala de música docta y de jazz, por el cual han desfilado artistas de la talla de Igor Stravinsky y Marlene Dietrich y el escenario semanal de la Orquesta Sinfónica de Chile. El ambiente en la trastienda del desaparecido teatro, ubicado en pleno Santiago centro, era convulso. Decenas de músicos, técnicos y amigos colmaban el espacio. Sentado e intranquilo, el protagonista de la noche bebe un pisco sour que le llevó un amigo. No se emborrachó pero tampoco se le pasaron los nervios. “Me vino pánico escénico”, recuerda Buddy Richard. A su lado, la actriz Gladys del Río lo maquillaba y trataba inútilmente de despejarle sus miedos que comenzaron meses antes, apenas escuchó el gran nivel de su orquesta en el primer ensayo general en Radio Corporación.

Dos veces había aplazado este concierto producto de una amigdalitis crónica que lo dejó en cama por varios días. “¡Otra vez suspendido el recital de B. Richard!”, titulan los diarios por esos días. La prensa especula que los intensos ensayos dañaron su garganta y su seguridad. “Cuando me avisan que el concierto no iba, yo lo fui a ver”, recuerda el locutor y amigo Miguel Davagnino. “Efectivamente estaba tirado en la cama y con alta temperatura”.

Un aplazamiento de doce días desde la fecha inicial, estar a la cabeza de 38 músicos y lidiar con la prensa que seguía atentamente cada paso de este hito, era suficiente presión para este introvertido joven del pequeño pueblo de Graneros. Había un morbo en el ambiente por saber si el concierto iba realmente a funcionar. La expectación era enorme y creció aún más con el anuncio de la segunda suspensión. A pesar de eso, el Astor se abre por tercera vez y el público llena todas sus localidades.

Siete años de carrera acumulaba Buddy Richard en ese momento, y éxitos como ‘Cielo’, ‘Dulcemente’, ‘Despídete con un beso’ y ‘Balada de la tristeza’ lo había convertido en uno de los emblemas de la Nueva Ola hacia fines de la década. Antes de éxitos continentales como ‘Tu cariño se me va’ y ‘Mentira’, a sus 26 años ya había alcanzado un apabullante éxito. Aún así, la timidez de este introvertido joven del pequeño pueblo de Graneros era más fuerte esa noche.

Cuando el reloj marcó las 22 horas, el público que colmaba el teatro retumbaba en una estridente impaciencia. Buddy Richard estaba a pasos del escenario, con las piernas temblando y petrificado por dentro. Cada detalle, cada segundo del espectáculo estaba planificado por su propio organizador, Jorge Pedreros. “Yo me habría parado y hubiese cantado solamente. El Chino, en cambio, me dijo ‘párate aquí, cámbiate acá. Cuando se produzca el clímax en esta canción arrodíllate. En esta otra, tírate para atrás’”, recuerda aún agradecido de su visión de la industria. Según el libreto, no habría animador. Buddy Richard saldría solo al escenario y comenzaría a cantar acompañado únicamente con una guitarra que lo estaría esperando al centro. Sin embargo, el protagonista se negaba a salir.

Una obertura apoteósica y un mimo comiendo una flor

A pesar de su convicción, Buddy Richard sentía la presión y la incredulidad, incluso del mismo teatro, de su capacidad para llenar este espacio para 1.500 espectadores. “Muchos se rieron en mi cara cuando se me ocurrió esta idea”, recuerda Buddy Richard. “Nadie quería auspiciarme”. Para financiarlo, recurrió a toda la ayuda que tuvo a mano. Miguel Davagnino fue uno de los primeros en apoyar el concierto, buscar auspiciadores, promocionar el evento a través de sus programas y transmitirlo en directo a través de Radio Agricultura. El último aporte monetario vino del mismo artista, quien se vio en la obligación de vender su bien más preciado, un Ford Coupé de 1946.

A 21 días de finalizar los 60, y con la Nueva Ola agonizando, Buddy Richard estaba a punto de hacer historia. Sólo faltaba un último empuje, algo que lo hiciera reaccionar y le diera la posibilidad de dar el gran paso que lo convirtiera en un artista único. Ese empuje se materializó literalmente en un puntapié que el mismo Jorge Pedreros le dio para que Buddy Richard saliera a escena en esa veraniega noche de diciembre.

astor-1024x683.jpg

Con el impulso adrenalínico del repentino puntapié y el vitoreo de 1.500 personas gritando su nombre, Buddy Richard finalmente pisa el entablado escenario y se acerca al micrófono. Ya no hay vuelta atrás. Todo es oscuridad, salvo un foco que iluminaba fijamente a una silla y a una guitarra. Buddy entra en el cuadro de luz que descubre su terno color azul petróleo, toma su instrumento y emite un fa menor con el que dará inicio a una canción adaptada especialmente para esta ocasión.

Un día cualquiera me puse a pensar
lo que tendría que hacer en un recital.
Con una guitarra se puede lograr
hacer un ritmo cualquiera para comenzar.

 Porque así comienza un show ideal
Con el swing swing del ritmo que voy a tocar.

Usando la música de ‘Kisses sweeter than wine’ (1950) de The Weavers, Jorge Pedreros cambia la letra por un texto que él crea para presentar cada sección instrumental de la orquesta. A medida que las nombraba, una luz las iluminaba y los músicos comenzaban a tocar. Finalmente, toda la orquesta quedaba iluminada y tocando al más puro estilo de una big band. Una obertura a la altura de la ocasión.

El bajo comienza sus notas a dar
La batería le sigue con sus compás.
El piano y las guitarras se nos van a juntar
y el sonido completo tocando está

Porque así comienza un show ideal
Con el swing swing del ritmo al comenzar.

En el concierto participarán músicos profesionales que, muchos de ellos, se convertirán en directores de importantes proyectos en Chile y en el extranjero. Juan Azúa, Sergio Arellano, Juan Salazar, Guillermo Rifo, Patricio Salazar, Pepe Ureta y Carlos Corales, por nombrar algunos. Con apenas 23 años, el concierto en el Astor será el gran estreno de Horacio Saavedra como arreglador y director de orquesta. “Era difícil para mí que aceptaran a un pendejo que los dirigiera”, recuerda. “Los señores de la sinfónica es gente de mucha edad y experiencia”.

Saavedra trabajó durante meses en los arreglos y, como el financiamiento para este proyecto era insuficiente, el debutante director se vio en la obligación de realizar él mismo y a mano la transcripción de la partitura del concierto completo para los 38 músicos. Aún así, el trabajo estuvo terminado un mes antes de este histórico hito.

Los cuatro saxofones ya se dejan escuchar
dejando paso a las trompetas que quieren soplar.
Parece que la cosa va a resultar
y así el sonido se agranda cada vez más.

 Porque así resulta un show ideal
Con el swing swing de bronces al comenzar.

 Los roncos trombones hacen su aparición
y los violines cantan con voz celestial.
Qué lindo contraste podemos lograr
y así la orquesta completa tocando está.

 Porque así comienza un show ideal
Con el swing swing de todos los que allí están.

Obertura
Letra: Jorge Pedreros / Música: Joel Newman

“Después de sentir el primer aplauso del público dijimos que esto ya estaba bien”, recuerda Horacio Saavedra. “Pero hasta no sentir ese respaldo todo era nervios. Entre todos nos íbamos comunicándonos y dándonos calma; al Buddy sobre todo que se le secaba la boca y pedía agua a cada rato”.

El concierto continúa con ‘Eloise’ de Paul Ryan y ‘Can’t take my eyes off you’ de Bob Crewe, un par de hits anglos del momento. Al término de la tercera canción, Buddy Richard se dirige por primera vez al público con la música de ‘No puedo quitar mis ojos de ti’ (como fue consignada en el disco) de fondo y con la voz tiritando señala:

Tengan ustedes muy buenas noches. La verdad es que yo les debo una disculpa por haber postergado en dos ocasiones este show. En realidad fue por los motivos que todos saben. Tuve que asistir a otro recital, de penicilina y no, en realidad no… Bueno, ahora ya un poquito más tranquilo… creo… les saludo y les agradezco su presencia esta noche”.

A continuación presenta un compilado con sus propias canciones, haciendo referencias a que otros grandes de la canción como Frankie Valli, Raphael o Elvis Presley se tomarían muchas horas para alcanzar a cantar sus grandes canciones. “Esta noche quiero hacer una pequeña selección de lo que, a juicio de ustedes, han sido mis éxitos, ¿me dan un minuto?”. Suena ‘Cielo’, ‘Sé’, ‘Dulcemente’ y ‘Despídete con un beso’. En este momento, el cerrado y respetuoso aplauso que se ganaba en cada canción cambia a euforia adolescente. No alcanzaba a decir las primeras sílabas de una de sus canciones y un ensordecedor griterío juvenil retumbaba en el Teatro Astor.

Como era natural de los shows de gala, existía un intermedio en el cual la gente aprovechaba para ir al baño o comer golosinas. Sin embargo, Jorge Pedreros consideró que esa costumbre no debía formar parte de este concierto, ya que sólo logrará que la emoción del show descienda para luego tener que volver a construirla. En su lugar, puso a uno de los mejores mimos que existió en Chile para que ocupe en solitario el escenario mientras Buddy tomaba un descanso. Jesús Ortega, conocido como Oberón, hizo un tributo a Chaplin y, en pleno acto, se comió una flor. Buddy vuelve a escena y canta ‘Charlot’, no entendiendo por qué debía rendirle tributo a Chaplin pero creyendo a ojos cerrados en el libreto de Jorge Pedreros. Mientras Buddy cantaba la canción compuesta por Alberto Cortéz, que ni siquiera le gustaba, Oberón continuó imitando a Chaplin frente a los ojos maravillados de un público que, por primera vez, se enfrentaba a un show de estas características. Buddy estaba haciendo historia.

Despídeme con un beso

“El concepto del espectáculo, antes de Buddy en el Astor, era distinto”, asegura Miguel Davagnino. “Consistía en subirse a cantar y nada más. Lo del Astor tuvo la gracia de tener un nivel artístico muy grande. Esto fue un concierto de gala”. “En música popular nadie se había atrevido a hacer algo así”, afirma Horacio Saavedra.

Luego continúa con canciones de otros artistas, todas arregladas y en una versión para grandes orquestas. Sin embargo, ni la más conocida de aquellas canciones lograba la ovación del público como lo generan las propias canciones de Buddy Richard. Hacia el final, un medley anglo finaliza con ‘Hey Jude’, protagonizado por un cuerpo de bronces, la base rock de Carlos Corales en guitarra (Aguaturbia) y Patricio Salazar en batería (Panal) y la, ahora, inquebrantable voz del granerino.

Buddy Richard despide finalmente el concierto con ‘Balada de la tristeza’ y con la convicción de un sueño realizado. Los gritos y cantos del público eran estridentes. “Cantan muy bonito”, se despedía emocionado el ídolo. La prensa describe sólo con elogios este hito de la música chilena. “Todos de acuerdo: ¡¡Buddy se pasó!!”, “Buddy Richard se lució: «del uno» fue el recital”, “Buddy Richard impuso su calidad anoche en su recital en el Astor”.

El éxito de este concierto provoca un camino ascendente en la carrera de Buddy. Dos meses más tarde compite en el Festival de Viña del Mar. A pesar de no ganar, recibe una gaviota y dinero por ser el artista más popular del certamen. Y también fue el impulso definitivo para el maestro Horacio Saavedra. “Sin pensarlo, se transformó en mi gran vitrina”, recuerda. “De ahí salté a la televisión en 1970, al canal 7, y en 1971 me llamaron de Viña. A ese nivel me redescubrieron. Y me llamaron de todos los sellos para grabar. Ese fue el gran impulso para que el medio y la gente me ubicara”.

ef2571be-3642-4a92-b5e3-9146042c0aaa-102

@raiguitar

Finalmente, el disco fue publicado en 1970 dejando fuera parte del show, como el swing ‘Lazy river’ de Bobby Darin. Esa edición original de la RCA se convirtió con los años en un santo grial de los coleccionistas, sobre todo luego que la versión chilena de la revista Rolling Stone lo situara como el décimo segundo mejor álbum chileno de todos los tiempos en 2008. Por décadas el disco estuvo descontinuado. De manera esporádica, el disco contó con algunas reediciones pero ninguna tomó el máster ni tampoco el arte original del disco. Sin embargo, gracias a estas nuevas publicaciones es posible encontrarlo en las actuales plataformas de streaming, aunque con otro título: ‘Canciones de antología, vol. 1’. A 50 años desde su primera edición, M&E Discos publicó el pasado 17 de febrero este disco en una versión remasterizada, por primera vez, desde el master original y análogo en una edición limitada y numerada.

  • Like 1
Link to post
Share on other sites

Seguramente el sello esperará vender las 500 copias antes de sacar la edición en CD. Son los mismos que reeditaron "La Ventana" de Los Jaivas. Ojalá sigan recuperando otras joyitas de nuestra música.

Link to post
Share on other sites

Hola @Mr_oD

Alguna vez compre este concierto en CD en la difunta Feria del Disco y es un tremendo concierto...

Posteriormente vi un documental de la vida de Buddy Richard, donde contaba los detalles de este histórico show...

Un capo de capos de la música chilena...

Bueno y lo más importante...suena bastante bien y tiene excelentes arreglos.

Saludos!

  • Like 1
Link to post
Share on other sites
hace 3 horas, Samara dijo:

Seguramente el sello esperará vender las 500 copias antes de sacar la edición en CD. Son los mismos que reeditaron "La Ventana" de Los Jaivas. Ojalá sigan recuperando otras joyitas de nuestra música.

No creo ya que el master es de Valdebenito, y solo hizo contrato por esa cantidad de copias.

Link to post
Share on other sites
hace 2 horas, bavario dijo:

No creo ya que el master es de Valdebenito, y solo hizo contrato por esa cantidad de copias.

Cagué entonces. A esperar que alguien lo ripee y lo suba a algún sitio.

Link to post
Share on other sites

MANDEN MP CON SU CORREO GMAIL PARA COMPARTIR, ya se lo envie a Samara, me confirma que lo recibio por favor

Si no les gusta como suena les hago otro, lo hice en FLAC con metadatos

Saludos

Link to post
Share on other sites
hace 2 horas, bavario dijo:

MANDEN MP CON SU CORREO GMAIL PARA COMPARTIR, ya se lo envie a Samara, me confirma que lo recibio por favor

Si no les gusta como suena les hago otro, lo hice en FLAC con metadatos

Saludos

No he recibido nada. :zippyte:

Link to post
Share on other sites
hace 19 horas, bavario dijo:

Me confirman si les llega 

Si encuentran que suena muy mal haré otra pasada, pero está en FLAC pista a pista y con metadato para sus estrimer 

Buddy la lleva, que nivel de cantante. Lo he escuchado toda la mañana ( y me imagino al chico saavedra ahi en la orquesta)

Link to post
Share on other sites
hace 20 horas, bavario dijo:

Samara mándame tu email 

termino de servirme mis boquerones y sigo enviando archivos 

saludos 

Lo he enviado varias veces sin respuesta. Algo anda mal.

Link to post
Share on other sites

Hoy me pillé el disco en el Jumbo, me llamó la atención que viniera numerado, tipo, 067  o algo así. Obviamente lo dejé pasar y seguí a la isla de las cervezas... lo que es la ignorancia, ¿no?

Link to post
Share on other sites
hace 1 hora, Samara dijo:

Lo he enviado varias veces sin respuesta. Algo anda mal.

Yo tambien envie!

parece que vamos a tener que recurrir a Sernac! :D

Edited by FernandoMac
Link to post
Share on other sites

Por cierto, el disco sí salió en CD, es una edición bien bonita. Comparada con otra edición de Rojo VIP que salió por el 2003 o 2004 que tengo, esta suena mucho mejor.

El vinilo suena mejor eso sí.

Link to post
Share on other sites
hace 34 minutos, Colchaguino dijo:

Por cierto, el disco sí salió en CD, es una edición bien bonita. Comparada con otra edición de Rojo VIP que salió por el 2003 o 2004 que tengo, esta suena mucho mejor.

El vinilo suena mejor eso sí.

Lo que atrae mas es que es una edición tomada de las cintas maestras originales y las anteriores quien sabe de qué fuentes son. El ripeo además va a ser sin "loudness war" y tendrá un DR decente.

A seguir esperando no mas a @bavario

Link to post
Share on other sites
hace 17 horas, Samara dijo:

Lo que atrae mas es que es una edición tomada de las cintas maestras originales y las anteriores quien sabe de qué fuentes son. El ripeo además va a ser sin "loudness war" y tendrá un DR decente.

A seguir esperando no mas a @bavario

Me parece que la otra edición que tengo proviene de la misma fuente, ya que la licencia es del mismo sello, ARCI Music, del vil Valdebenito. Ahora, la masterización es mejor en la nueva edición. No digamos que es estratosféricamente mejor, suena bien, está menos saturado el sonido, y eso se agradece.

Link to post
Share on other sites

algunas aclaraciones:

He oido las 5 ediciones que conozco, y para mi la mejor es la rojovip, es hecha con el master de valdebenito, y solo la encuentro mejor porque algo de tratamiento tiene para dejar un producto decente. La peor edicion es una que anda por ahi creo que de plaza independencia o algo asi, de un sello NN, hasta en LP, con otra carátula, un asco.

El disco original (y el master de Arci o sea de Valdebenito) tienen exactamente la misma fuerte distorsión, y es la grabación el problema, niveles muy saturados, mezcla a través de un compresor limitador de la época (posiblemente a tubos que agrega mas distorsión), y luego grabado a pista completa en una Ampex 351, no es una grabación audiófila debido mas que nada a lo reventado de los niveles, notable facilmente porque en los pasajes suaves mejora enormemente el sonido por bajar la distorsión.

A todos hasta hoy les he mandado la captura del RojoVIP, ya que es la que me pareció mejor, el LP de época es aún mas chillón y no está en buen estado, los otros son para olvidarlos.

Tanto la edición rojoVIP como las demás tienen el mismo corte de nivel por el compresor limitador, la dinámica no es mucha.

No desesperen, estoy traspasando el nuevo LP con una cápsula MC, aguja de linea de contacto, y un pre de nivel, se los voy a enviar para que saquen sus propias conclusiones, a ver si lo termino hoy.

Sigamos en este hilo.

Link to post
Share on other sites
hace 1 minuto, bavario dijo:

algunas aclaraciones:

He oido las 5 ediciones que conozco, y para mi la mejor es la rojovip, es hecha con el master de valdebenito, y solo la encuentro mejor porque algo de tratamiento tiene para dejar un producto decente. La peor edicion es una que anda por ahi creo que de plaza independencia o algo asi, de un sello NN, hasta en LP, con otra carátula, un asco.

El disco original (y el master de Arci o sea de Valdebenito) tienen exactamente la misma fuerte distorsión, y es la grabación el problema, niveles muy saturados, mezcla a través de un compresor limitador de la época (posiblemente a tubos que agrega mas distorsión), y luego grabado a pista completa en una Ampex 351, no es una grabación audiófila debido mas que nada a lo reventado de los niveles, notable facilmente porque en los pasajes suaves mejora enormemente el sonido por bajar la distorsión.

A todos hasta hoy les he mandado la captura del RojoVIP, ya que es la que me pareció mejor, el LP de época es aún mas chillón y no está en buen estado, los otros son para olvidarlos.

Tanto la edición rojoVIP como las demás tienen el mismo corte de nivel por el compresor limitador, la dinámica no es mucha.

No desesperen, estoy traspasando el nuevo LP con una cápsula MC, aguja de linea de contacto, y un pre de nivel, se los voy a enviar para que saquen sus propias conclusiones, a ver si lo termino hoy.

Sigamos en este hilo.

Yo te sigo, pero no he recibido ningún MP todavía. (entiéndase Samara)

Acabo de recuperar mi verdadera identidad desde las los masters originales y estoy remasterizado.

Link to post
Share on other sites

Join the conversation

You can post now and register later. If you have an account, sign in now to post with your account.

Guest
Reply to this topic...

×   Pasted as rich text.   Paste as plain text instead

  Only 75 emoji are allowed.

×   Your link has been automatically embedded.   Display as a link instead

×   Your previous content has been restored.   Clear editor

×   You cannot paste images directly. Upload or insert images from URL.

×
×
  • Create New...