Pegar imágenes en el foro, mediante equipos móviles ×
Saltar al contenido
×
×
  • Crear Nuevo...

Recommended Posts

The Cure es una banda inglesa formada en 1976, y por algún motivo, ha ido desarrollando su carrera en base a trilogías.  Claramente es una opinión personal, pero los conocedores de los de Crawley, la banda de Robert Smith, creo que podrán estar de acuerdo.

Veamos:

Primera Trilogía (Seventeen Seconds, Faith y Pornography):  Dejo fuera Three Imaginary Boys, la primera placa, basicamente porque es un disco de la epoca Easy Cure.  Esta primera trilogia, indicada por algunos criticos como la trilogia gotica, le da forma al sonido de los Cure, Smith trabaja sus liricas desde una perspectiva poética inspirada en literatura existencialista, Sartre, Camus y hasta Nietzche son constantemente indicados como bases para las letras.  Musicalmente hablando, Simon Gallup da con su propio estilo en el bajo y Lol Tolhurst navegaba entre baterias acusticas y electrónicas en un proceso de contante experimentación.  La pelea entre Smith y Gallup los convierte en duo, y da comienzo a la segunda trilogía.

099a202d-b244-4d42-b2a3-edc2eec034f7.jpg

Segunda Trilogia (Japanese Whispers, The Top y The Head on the Door):  Convertidos en un duo, Tolhurst y Smith decidieron continuar con el proyecto, aún con todas las dificultades que ello implicaba, se encerraron a componer con teclados y cajas ritmicas dando paso a una etapa bastante alegre, canciones como let´s go to bed o the lovecats, con ritmos pegajosos y letras simplonas, comenzaban a darle un nuevo aire a The Cure.  En 1983, Siouxie and the Banshees trató de reclutar a Smith, el que aparece tocando guitarra en el disco Nocturne (registro en vivo de dos actuaciones en el Royal Albert Hall).  Esta nueva etapa de The Cure, mas alegre quizas, con serios guiños al pop, le entrega una nueva energía a la banda, que comienza a experimentar con distintas formaciones, cuyo punto mas alto es The Head on the Door, marcado por el retorno del bajista Simon Gallup, en 1985.  Singles como In Between Days y  Close to Me, los situa en Estados Unidos donde comienzan a tener exito.  Todo es coronado por el compilatorio Staring at the Sea (Tambien llamado Standing on a Beach)

UMV4WHDDO5F3NC6OPJWLX6WMZE.jpg

Tercera trilogia (Kiss Me, Kiss Me, Kiss Me, Disintegration y Wish):  The Head on the Door ya los habia presentado en los rankings internacionales, donde USA fue un destino nada de esquivo, pero faltaba la consagración internacional, y ella llegó con Kiss Me..., un disco que no abandona el sonido de The Cure, ni su estetica, pero sonaban mas frescos y mucho mas amables a todos los oidos.  Gracias a Why Can´t I Be You se convirtieron en habituales en las pistas de baile y obtuvieron un exito sin precedentes en su carrera en varios mercados.  El exito fue tal, que tras la gira del album, se tomaron un receso de un año hasta juntarse nuevamente a componer lo que, según muchos, y me incluyo, es su obra maestra; Disintegration, un disco donde vuelven a las raices oscuras e instrospectivas, pero ahora ya tenian la atencion de todo el mundo, y el mundo los premió con varios millones de copias vendidas y los aclamó poniendo singles como Lullabye o Lovesong en los primeros lugares de los charts.  No hubo exención de problemas, ya cansandos de las adicciones de Lol Tolhurst, deciden alejarlo definitivamente.  Comienza un nuevo periplo de cambios de formación, con los que lanzan Wish, un disco consagratorio, donde se notan las nuevas manos y las letras se llenan de referencias a sus flamantes estados civiles.

cure1989.jpg

Ultima etapa (Wild Mood Swings, Bloodflowers, The Cure y 4:13 Dream):  Viene una ultima etapa, llena de discos compilatorios, en vivos y el boxset Join the Dots.  Debido a un monton de problemas, varios de sus integrantes tuvieron que apartarse del lado de Smith, entre tanto cambio de formación aparece Wild Moon Swings, un disco raro, casi sicodelico, eran casi un duo en ese momento y las ganas de experimentar, si bien estaban intactas, la creatividad estaba en la luna.  Mint Car es el unico single de ese disco.  En esta época viene un parentesis bien particular, aparece Bloodflowers, un disco creado y desarrollado como la segunda parte de Disintegration.  Grandilocuente y magnifico, el mismo Robert Smith lo alinea con Pornography y Disintegration y anuncia que su trilogi definitiva está terminada.  Es tan importante este disco, que la intención de disolver la banda que rondaba la cabeza de Smith desaparece y anuncia un concierto donde tocan los 3 discos y lo editan con el nombre de Trilogy.  Estaban cosechando, pero seguian inquietos.  Firman con Geffen y lanzan lo que es su disco mas rockero, el homonimo The Cure, que sin una buena recepción de la prensa y la critica, de todos modos logra poner un single que suena a una versión recargada de Disintegration, llamado The end of the world.  El ultimo disco 4:13 Dream, tambien lanzado con Geffen, trata de retornar a sus raices dark, pero la crítica lo destroza.  A partir de ese momento, The Cure no ha vuelto a lanzar nueva musica.

 

 

 

  • Like 2
Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Three Imaginary Boys o Boys don´t cry

Recién convertidos en The Cure, Robert Smith se puso a trabajar con Chris Parry, un promotor que los había descubierto en su etapa prehistórica.  Parry renuncia a Polydor Records y funda Fiction.  Este disco, tiene una edición gringa llamada Boys Don´t Cry, aunque tienen algunas diferencias.

Es básicamente un disco de post punk, simple tanto musicalmente como en sus liricas.   The Cure lejos de sonar como The Cure, muchos guiños a sus héroes, Sex Pistols, Buzzcocks.  El nombre Three Imaginary Boys hacia referencia al trio, sin embargo en Estados Unidos le dieron un caracter distinto, razón por la que fue reeditado con otro nombre.  Tanto las canciones incluidas como el arte del disco fueron seleccionados por Parry, por lo que Smith decidió no volver a entregar el control creativo en adelante.

En este disco encontramos la unica canción que no canta Robert Smith; el cover de Hendrix Foxy Lady por Michael Dempsey, que era el bajista de esos años.

La edición gringa tuvo mejor acogida por la crítica, incluyendo la canción que le dio nombre al disco Boys don´t cry y la polemica Killing an Arab.

R-2567515-1310797968-jpeg.jpg

  • Like 1
Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Seventeen Seconds

Michael Dempsey había dejado a los Cure y rapidamente Robert Smith, que a esa altura compartia escenario tambien con Siouxie and the Banchees, contactó a un bajista de una banda pequeña llamado Simon Gallup.  Además contrató un tecladista pensando en que el sonido de su primer disco necesitaba apoyo de teclados, sobretodo para crear atmosferas mas oscuras.  Gallup llegó con otro estilo en las cuerdas, muy distinto a Depsey, y Smith, que gracias a su paso por los Banshees quería dejar de lado el punk, encontró en ese estilo un aliado fenomenal.

Seventeen... ha sido considerado el verdadero primer disco de The Cure, y si bien  no lo es, es con el que se da inicio a el sonido que acompañó a la banda por años.  Comienza con un instrumental basado en piano y guitara y continua con el que fue el primer single del disco; A Play for Today.  El segundo single, A Forest, es casi la definición por excelencia de una canción de The Cure, sombría y misteriosa, y probablemente es la canción mas clásica de todo el repertorio de la banda, incluso mas que Boys don´t Cry. La canción es tan importante, que se le considera una de las piedras fundacionales del rock gótico de los 80.

IMG_3286.JPG

 

  • Like 1
Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Faith

Robert Smith, con apenas 20 años, entró en un proceso introspectivo respecto, en el cual miraba su infancia, sus domingos en la iglesia y su vida familiar con sus respectivas tradiciones.  Todo este proceso se acrecentó debido al fallecimiento de algunos familiares de los miembros de la banda, y el resultado de esa mirada tan profunda fue Faith.  

El tecladista de Seventeen Seconds se habia ido, y devenidos en un trio se pusieron a trabajar con el productor Mike Hedges, siempre bajo la supervisión de Chriss Parry, en un disco profundo y angustioso.  Todos los problemas existenciales, la fe, la muerte, la vida, pasaban por la cabeza de Smith, que estaba tan metido en el papel, que bajaba llorando de sus conciertos.

El disco parte con The Holy Hour, una linea de bajo que de inmediato muestra que la sociedad Smith - Gallup comienza a rendir frutos, mientras detrás, en la bateria, Lol Tolhurst comenzaba a experimentar con cajas rítmicas e incluía teclados.  El disco suena apesadumbrado y sombrío, incluso su primer single, Primary no es una canción particularmente alegre.

La versión en caset, y luego las reediciones del disco, contienen una cancion de casi 30 minutos llamada Carnage Visors, musica de un cortometraje dirigido por Ric Gallup, hermano de Simon.

R-178587-1468598291-8835-jpeg.jpg

 

  • Thanks 1
Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Pornography

En mayo de 1981 se suicida Ian Curtis, el carismatico lider de Joy Division, una de las piezas fundacionales del post punk.  Este hecho provoca en Robert Smith una profunda depresión, o mejor dicho profundiza toda su exploración existencial que ya habia sido plasmada en Faith.  Ese es el preludio de Pornography.  Para tantear el terreno se encerraron en un estudio de Londres y grabaron la canción Charlotte Sometimes, pero la mala recepción del publico y la crítica hicieron mella en la atormentada cabeza del lider de los Cure.  Entonces se dispuso a trabajar en un disco un poco mas agresivo que el anterior, con mas presencia de guitarras y baterias mas duras. 

Si el tema principal de Faith era (Casi obviamente) la Fe, en el caso de Pornography es la moral, la decadencia de las sociedades occidentales, la idea del apocalipsis, de la tercera guerra mundial.  Smith se encerró a componer un disco completamente pesimista, y eso era lo que queria que sintieran quienes lo escucharan.  No hay un solo punto alegre, no hay una gota de esperanza, todo es negro.

El disco comienza con One Houndred Years que parte con la frase "It doesn't matter if we all die".  Corta.  Sin dobles discursos, sin segundas lecturas, ese es Pornography.  La idea de Smith era tan clara, que simplemente no permitió que alguien lo produjera, sino él mismo.

A pesar de todo el pesimismo, el disco fue recibido bastante bien por los fans, y The Cure se lanzó en una gira bien extensa por Europa, sin embargo, la relación de Smith con Gallup se había deteriorado al punto que en una noche de copas, se sacaron la cresta, y Simon Gallup abandona a la banda.  

Un principio, el del exito comercial, un fin, el de la etapa gotica.

curepornography.jpg

 

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Japanese Wishpers

Luego de la mocha entre Robert Smith y Simon Gallup parecía que la vida de los The Cure llegaba a su fin.  Convertidos en un dúo, Lol Tolhurst solo se mantenía con Smith debido a su gran amistad y no por ser un aporte muy importante en lo musical.  Chris Parry presiona a Smith a mantener la banda y componer algún éxito que volviera a ponerlos en Estados Unidos.  No muy convencido, Robert Smith le presenta ¨Let´s go to bed¨, una canción simplona, en tono techno pop, muy lejos de sus trabajos anteriores.  Lanzan el single, sin el éxito esperado por Parry, que aun asi, no pierde la fe en The Cure, y pone a disposición de Robert Smith varios músicos de estudio con los que graban algunos singles más; "The Walk" y "The Lovecats" con sus respectivos lados B.  El resultado es lanzado en un disco recopilatorio llamado Japanese Wishpers.

En este disco aparecen algunos musicos que permanecerán un rato mas en la banda, como Andy Anderson y Phil Tornalley.

No pasó mucho tiempo para que Smith odiara esta "recopilación de singles" y lo desconociera hasta la muerte

THE-CURE-JAPANESE-WHISPERS-678159b.jpg

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

The Top

La sequía creativa de Robert Smith, mostrada en el compilatorio Japanese Wishpers, iba a tener una segunda parte.  Los Cure habían pasado de ser una banda de rock gótico a una banda pop bastante insípida.  Claramente este no era el lugar de The Cure.  La dupla creativa que conformaba Smith y Gallup se hacia evidente, y sin una banda de apoyo, mas que su amigo Lol Tolhurst (Que convengamos que no era una eminencia musical y que vivia haciendo frente a sus adicciones), daba la impresión de que el proyecto donde Parry había pueso todas sus fichas se iba por el WC.  Además, pasaba que Robert Smith tenía sus esfuerzos divididos entre ser un The Cure, un Banshee o incluso un The Glove (banda que formó con Steve Severin de los Banshees y Andy Anderson).  No había claridad.

Chris Parry le consiguió algunos musicos, entre ellos su cuñado Porl Thompson, y los encerró en un estudio a grabar lo que, según muchas personas, incluyéndome, es el peor disco de la banda; The Top.

A pesar de ser un disco que no tiene una dirección definida, puso un par de singles en las radios; Shake dog shake y The Caterpillar.

El disco es un verdadero punto de inflexión en la carrera de los Cure, como siempre se dice, lo bueno de tocar fondo es que lo que viene es salir a flote, aunque también te puedes ahogar.

R-8563663-1464114854-8515-jpeg.jpg

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

The head on the door

Hay un hilo en el foro sobre grandes discos de 1985, bueno, ciertas publicaciones especializadas ponen a The Head on the Door como el segundo mejor disco de ese año, solo detrás del Meat is Murder de los Smiths.  La historia de este disco comienza en la habitación de un hotel, después de un show, carrete, alcohol, drogas y Andy Anderson despedido de la banda por haberse excedido destruyendo completamente la habitación.  The Cure toca fondo, no habian ideas, no había plata,  no habían ganas.  El bueno de Robert Smith decide abuenarse con su amigo Simon Gallup, integra a su cuñado Porl Thompson en la guitarra y contrata al batero de los Thompson Twins; Boris Williams.  La necesidad tiene cara de hereje, y la idea era hacer un disco que metiera definitivamente a los Cure en mercados que les habían sido esquivos.  Para la producción contratan a David Allen, un veterano de la new wave, con trabajos con Depeche Mode entre otros.  

A diferencia de su primera trilogía, este disco de The Cure no tiene una linea argumental, sin embargo, lograron mezclar pop, dark, new wave, etc, todo en el mismo disco, que apenas tiene 10 canciones.  Lol Tolhurst en una entrevista a Culto de La Tercera lo dice con toda claridad, la musica de The Cure es Happy/Sad

Comienza con In Between days y desde ahi, cada canción es distinta, no hay continuidad mas que la voz de Smith.

El disco se mete en los mercados mas importantes y The Cure retorna a una linea creativa que se creía extraviada.  Luego de este disco lazan un disco recopilatorio Staring at the Sea

maxresdefault.jpg

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Kiss me, Kiss me, Kiss me

La sensación de haber encontrado por fin el rumbo y una banda de todo su gusto, encendió una mecha bastante ambiciosa en Robert Smith.  Su norte era hacer el album definitivo, el consagratorio.  Las buenas ventas de The head on the door y del compilatorio standing on the beach, además de las excelentes críticas que estaban recibiendo, lo tenían de muy buen humor.  Por otra parte su vida personal estaba en un gran punto, con pareja estable y bien enamorado.

Volvieron a contratar a Dave Allen (ya el nombre de Chris Parry se remitía a ser el dueño de Fiction Records y había perdido toda influencia en The Cure) para producir y se encerraron a trabajar en una finca en los exteriores de Londres.  Se organizaron para que cada canción fuera el resultado de una lluvia de ideas, y las fueron grabando una a una.  El resultado fueron 18 canciones que tenían tan contenta a la banda, que decidieron incluirlas todas en un disco en formato de vinilo doble.  Muchas canciones hablan del amor, de sexo, de rabia y de sueños.

El disco comienza con un golpe rabioso de bajo de Simon Gallup en una canción de 6 minutos y algo llamada The Kiss.  Inicialmente los teclados iban de parte de Lol Tolhurst y Porl Thompson, pero sabiendo el estado del primero, siempre pasado de copas y de otras cosas, llevaron al tecladista de Psychedelic Furs, Roger O´Donnell, el que finalizando la grabación ya era parte de la banda y Tolhurst quedaba con un pie afuera.  La canción Shiver and Shake, supuestamente, habla de lo poco que colaboraba musicalmente, lo mucho que reclamaba y su estado de permanente borrachera.  El primer single del disco fue Why can´t i be you, una volada sicodélica de Smith, cuyas versiones remezcladas y extendidas se hicieron habituales en las pistas de baile.  

La banda sentía estar tocando el cielo, el disco vendió mas copias que todos los otros discos de The Cure, ganando varios discos de oro.  Fiction pasaba de ser una muy pequeña disquera, a una empresa bastante cotizada, sin embargo, la crítica especializada de la época acusó lo que muchos fanáticos de la primera trilogía extrañaban, el disco no solo era increiblemente largo, sino que además, no tenía una linea argumental de donde agarrarse.  Pero que mas da, The Cure pasaba a las grandes ligas, de las bandas millonarias y de los estadios llenos.

images.jpg

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Disintegration

En 1989 la música pop se debatía entre la decadencia de la new wave y el surgimiento del grunge, los últimos gritos de Freddie Mercury y The Cult lanzaba el Sonic Temple... Robert Smith estaba mas que satisfecho con Kiss me..., sin embargo, musicalmente, estaba lejos de lo que buscaba.  La nostalgia por Pornography  lo tenia inquieto, y a pesar de que comercialmente hablando parecía una mala idea, quería regresar a las raíces mas oscuras.   Había otro lio por resolver, ya nadie en la banda toleraba a Lol Tolhurst, que no solo vivía borracho, sino que además nunca fue el tecladista que requería The Cure, ya lo habían sacado de la batería por las mismas razones.  El ultimátum a Robert Smith de parte de la banda fue claro, y para Smith sacar a su amigo de la infancia suponía un proceso duro, tan duro que se rumoreó que The Cure se disolvía y que Robert Smith continuaba como solista.   Ese dolor solo amainaba con su matrimonio reciente.  

La idea de la grabación fue similar a la de Kiss me..., un par de instrucciones y luego todos aportaban en la parte melódica.  Cuando ya todo estuvo mas o menos claro, Smith se encerró por unos meses a hacer las letras.  Hicieron las maquetas y las presentaron en la discográfica que "invitó" a Smith a volver a los ritmos mas comerciales y calificó el disco como un suicidio.  Smith se negó y se pusieron a grabar.  Así como Kiss me... era rupturista por la cantidad de canciones, Disintegration lo era por la duración de éstas, así como las largas introducciones, lo que a todas luces era un riesgo, por otra parte las letras de las canciones, muchas de ellas realizadas bajo la influencia de drogas narcóticas, viajaban desde el amor mas profundo a pesadillas infantiles, hablaban de un disco que quizás no tenia una continuidad temática.  

El disco fue lanzado a principios de mayo del 89, y por el contrario de lo que se pensaba, tuvo éxito comercial inmediato, poniendo sus singles en las principales listas a nivel mundial, y no solo eso, sus remezclas de algunos de sus singles, editados en el compilatorio Mixed Up, fueron habituales de las pistas (En ese compilatorio además incluyeron Never Enough que no había calificado para Disintegration).

El disco fue nominado dentro de los mejores 500 discos de todos los tiempos por Rolling Stone y la Melody Maker lo sitúa como el mejor disco de 1989

 

 

 

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Wish

El año 1991 Creation Records se la juega con el segundo álbum de los irlandeses My Bloody Valentine llamado Loveless, una de las piedras angulares del shoegaze.  A saber, Creation ademas era el sello de Ride, Primal Scream, The Jesus & Marychain y Slowdive (entre otros).  Por su parte, The Cure y Robert Smith se encontraban descansando de sus giras del Disintegration, cuyo registro había sido plasmado en el disco Entreat.  Todo caminaba bien y en Fiction estaban contentos, no solo estaban haciendo buenos discos, sino que ademas tenían muy buenas ventas.  Cuenta la leyenda que Robert Smith escucho Loveless y se dio cuenta del camino que debla tomar The Cure.  Convoco a sus músicos y se pusieron a trabajar nuevamente junto a David Allen.

El disco fue trabajado del mismo modo que los anteriores, es decir, lluvias de ideas encerrados en salas de ensayo, grabación de maquetas y demos, para después incluir las letras realizadas en solitario por Smith, Que podría salir mal?. Bueno, Roger O`Donnell, el tecladista, no era muy fan del modo de trabajar de los Cure y luego de algunas discusiones con los integrantes de la banda decide congelar su participación en este proyecto, por lo que deciden integrar a Perry Bamonte, que ya venia trabajando con ellos como apoyo en giras y de ese modo completaron un total de 44 canciones para el disco, de las cuales 12 fueron seleccionadas en un mix que va desde el pop mamón de Friday i`m in love o la enamorada A letter to Elise, a la densidad de Apart y Trust, incluyendo entre medio algunas joyitas pop como High.

Fue el primer disco de The Cure hecho para CD, en efecto la versión en vinilo bien pudo no aparecer debido al costo que implicaba en ese entonces hacer un disco doble (en un mercado análogo que se creía estaba muerto).  Sus criticas fueron bien dispares, algunos lo consideraron digna continuación de Disintegration y otros prefirieron no darle mucha bola.  Lo que es cierto, es que Wish cierra un ciclo de discos increíbles de los Cure, la trilogía que les dio autorización para estar dentro de las bandas mas importantes del planeta.

The-Cure-Wish.jpg

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Wild Mood Swings

Wish habia sido un éxito comercial consagratorio coronado con una gira mundial extenuante y larga.  Al finalizar, 2 miembros de la banda, Porl Thompson y Boris Williams, tomaron la decisión de emprender proyectos en solitario y se fueron del lado de Robert Smith.  Por otra parte Simon Gallup contrajo una enfermedad respiratoria crónica y la banda quedó reducida a 2 personas; Robert Smith y el tecladista Perry Bamonte, nuevamente estaban al borde de la disolución.  Así que tomaron la decisión de esperar un tiempo antes de ponerse a trabajar en nuevo material.  Durante ese tiempo, Robert Smith buscó convencer a Roger O´Donnel de volver y por suerte tuvo éxito.  Pero hubo otra partida, que a primera vista pasó desapercibida, Dave Allen, productor de sus últimos discos, por lo que contrataron los servicios de Steve Lyon.

Wild Mood Swings es el comienzo de la ultima trilogía de los Cure, un punto donde decidieron hacer discos cada 4 años para tratar de revertir las lagunas creativas que estaban pasando, y para acostumbrarse a trabajar del modo que Smith siempre quiso.  

El disco es una mezcla de emociones, va desde la oscuridad hasta la total alegría.  Canciones densas como Want, que lo abre, hasta voladas psicodélicas con toques latinos en The 13th y pop del mas simple en Strange Atraction y canciones melancólicas como Treasure y Bare (las que personalmente creo sobresalen de este disco).  Suena como un disco hecho por compromiso, carece de una continuidad temática.  Se notaba el cambio de mano, y la crítica lo destrozó.  El comienzo de la ultima parte.

625508-455114614520358-1150471217-n.jpg

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Bloodflowers

Luego del fiasco de Wild Mood Swings, Robert Smith consideró que tomarse un tiempo largo para lanzar un nuevo disco podría darle nuevos aires y podría alimentar su creatividad.  Claro, cuando comenzó the Cure, su alma adolescente tenía suficiente material para componer discos completos sobre la fe, la moral, el existencialismo, y luego, conforme pasaba el tiempo, sus nuevas experiencias con el matrimonio, el amor y el sexo.  Pero sinceramente las ideas se le agotaron en Disintegration o quizás en Wish, finalmente Wild Mood Swings se hizo entre peleas, disoluciones, armado de una nueva banda y muy pocas ideas, drogas y ganas.

Bloodflowers supuso un retorno a las raices góticas y oscuras, pero a diferencia de Disintegration, elimina teclados y campanitas, y pone enfasis en las guitarras, que suenan mas profundas y con acordes mas largos y reverberantes.  Para hacerlo, Robert Smith peleo con Chris Parry para exigir tiempo y recursos.  El tiempo llegó, los recursos no.  Esto ademas provocó la salida posterior de Fiction.  Otro cambio bastante relevante, es la ruptura con la agencia de diseño propiedad de Porl Thompson y Andy Vella con quienes habian trabajado todos sus discos.  

Volvamos al disco, Out of this world es una apertura apropiada para un disco de esta magnitud, con canciones largas, pero sin las introducciones eternas de Disintegration, la banda funciona sistemáticamente, poderosa, concentrada, Watch me fall, de 11 minutos es la mejor demostración de ello.  There is no if suena melancolica y profunda justo en la mitad del album, que cierra con Bloodflowers, una despedida nostálgica y desgarradora.

Luego de Bloodflowers, Robert Smith anuncia que su trilogía definitiva esta terminada y organiza un concierto en Berlin, registrado en el DVD Trilogy.

a%3E

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios
Publicado (editado)

The Cure

4 años después de Bloodflowers, nuevamente The Cure toma un giro inesperado, se van definitivamente de Fiction Records (A saber Fiction se fundó con The Cure), y firman con Geffen, un sello gringo con mas énfasis en bandas de rock, aunque contaba con una pequeña subsidiaria donde su dueño, David Geffen, se daba ciertos gustitos y había promocionado a Nirvana, entre otras.  La salida de Fiction, si bien no fue en términos muy amistosos, era necesaria, dado que la nueva vedette del sello, los Snow Patrol, se estaban llevando la mayor cantidad de recursos. 

Robert Smith vuelve a reunir a la banda y encerrados en una casona en las afueras de Londres deciden nuevamente buscar otro productor, aunque Paul Corckett había hecho un trabajo tremendo con Bloodflowers.  Estaban en busca de un nuevo referente sonoro, para darle nuevos impulsos a la banda.  El encargado, esta vez, de plasmar las nuevas inquietudes de Robert Smith, fue el productor Ross Robinson, famoso por su trabajo con bandas de metal y nu metal como Fear Factory y Deftones.

El disco es el resultado de algunos meses de trabajo en conjunto de composición, y luego algunas semanas de ensayos, sin embargo, es el único trabajo de estudio de The Cure grabado en directo, como si estuvieran en un concierto y luego algunos días de remezclas menores.  Prácticamente no hubo segundas tomas, en gran parte, gracias, a que Robinson hizo un trabajo muy pulcro de preproducción.

El resultado es un disco de guitarras mas duras que los anteriores, cercano a ratos al shoegaze y al noise, probablemente la incursión mas rockera de los Cure.  La mano de Robinson se siente fuerte, se alejan los teclados, pero se incorporan efectos digitales, a ratos recuerda a Nine inch nails, a ratos, quizás a Korn.  Intenso y violento, no parece disco de The Cure, aunque el mismo Robert Smith dice que es en realidad el album definitivo de The Cure.

the-cure-2014.jpg

Editado por ian curtis
Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

4:13 Dream

Y llegamos al final...

Luego del dispar The Cure, un disco que metió a The Cure a otras lineas sonoras, Robert Smith y compañia volvieron a modificar la formación de la banda, sacando a Perry Bamonte de la guitarra y a Roger O´Donnell de los teclados, y abuenándose con su cuñado Porl Thompson.  Establecidos como cuarteto se encierran a trabajar nuevamente en los estudios de Geffen, con hartas ganas, pero sin rumbo.   Su declaración de intenciones era realizar un disco que los levantara nuevamente, sin embargo, y a pesar de haber hecho 33 canciones, lanzaron un disco que poco tiene que ver con The Cure.  Es inevitable, escuchar en 4:13 Dream, una especie de Japanese Wishpers moderno.  Canciones en tono pop, bastante simples, sin la intensidad ni la melancolía de los clásicos de The Cure.  El punto mas alto es la canción Switch, mas cercana a lo realizado en Bloodflowers, otra rescatable es Freakshow, que comienza suave y simple y termina energética y poderosa.

A partir de ese momento, esperamos el nuevo disco de The Cure

The-Cure-4-13-Dream-CD.jpg

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios

Join the conversation

You can post now and register later. If you have an account, sign in now to post with your account.

Invitado
Responder en este tema...

×   Pasted as rich text.   Paste as plain text instead

  Only 75 emoji are allowed.

×   Your link has been automatically embedded.   Display as a link instead

×   Your previous content has been restored.   Clear editor

×   You cannot paste images directly. Upload or insert images from URL.